Lady Filstrup (3ª época)

Dedicado a la música ligera, actores españoles y tebeos de Bruguera (porque sí, porque rima).

Mi foto
Nombre:
Lugar: El Escorial, Madrid, Spain

sábado, febrero 11, 2006

La hora del pijama


Armando Matías Guiu lo escribió todo, en Bruguera, por supuesto, y también en la radio, y además escribió mucho teatro, no sé si unas 25 comedias, y asimismo escribió cine, El ceniciento y La viudita ye-yé; por ejemplo. En la radio hizo seriales y sobre todo cosas, cuentos, para chicos de tambor y trompeta, y por eso el programa (huy, iba a poner espacio, como si estuviésemos en la Luna) eso, que el programa de radio para el que escribía se llamaba, al redoble de los niños, Tambor. Pero a Matías Guiu no le fue suficiente con crear literatura, o así, y tampoco le bastó con crear sociología o lo que sea que hacen los estudiosos de la cosa, sino que encima inventó un poco del mundo en el que estamos, y si, por ejemplo, Vázquez forjó idioma y le dio al castellano la expresión "las batallitas del abuelo cebolleta", Matías Guiu también creó lenguaje y con su lenguaje de escritor popular tomó una pequeña parte del mundo en la que nadie había reparado, o por lo menos nadie lo había dicho, y le dio un atisbo de forma y la llamó "diálogos para besugos", y desde entonces la gente entra y sale de esa flamante, turbulenta, desternillante parte del mundo, o se queda ahí dentro cuanto le da gana, y se siente feliz en ella durante horas seguidas o días seguidos, porque gracias a Matías Guiu la gente ya sabe que a lo que se dedica la mayor parte de su tiempo es a mantener con los amigos, y con el jefe, y con el encargado, y con la apreja, y con la familia, y con el funcionario, desde luego, y con quien haga falta, un buen diálogo de besugos. Bueno, como va siendo hora de acostarse, ahí va esta fotografía de nuestro querido don Armando en pijama (procedente de la foto-historieta "Se alquila piso", aparecida en el DDT Extra de Verano 1965, año XV, 2ª época).

6 Comments:

Blogger Otis B. Driftwood said...

Sobre todo, me encantaba cuando lo caricaturizaban cada dos por tres en esos "metacómics" que tenían lugar en la redacción del DDT, como aquél impagable tebeo episódico en el homenaje a Escobar, donde Armando Matías Guiu tenía el encargo de entrevistarle a toda costa. Durante mucho tiempo pensé que era un personaje ficticio, no se crean.

Hace poco que falleció, casi ignorado por todos. Pero Guiu FUE el hombre Bruguera por excelencia, en mi opinión, algo así como la argamasilla que sostenía al conjunto.

Hay una divertida referencia a él en "El Bacilón", la historieta larga de Mortadelo y Filemón. ¿Recuerdan dónde? ;-)

Un saludo.

sábado, febrero 11, 2006  
Blogger Los Burgomaestres said...

Vaya, nos pone una adivinanza, amigo Otis. ¡¡Tendremos que repasar "El Bacilón"!! Compartimos su opinión respecto a la importancia fundamental de don Armando en Bruguera, y a la fascinación que éste ejercía sobre los dibujantes. ¡Sí, señor!

sábado, febrero 11, 2006  
Anonymous La barretina escarlata said...

...y felicitar a los autores... nada más. Cada vez que visito vuestro "site" (pop...camp...chic) realizo un viaje introspectivo a través del tiempo con las madalenas de Proust. Recordar, además, que parece reflotan la Editorial Bruguera:
http://iblnews.com/story.php?id=9820

Aunque supongo se limitarán a publicar "burda literatura" en vez de tebeos. Bueno, nada más. Alquétzar...Alquétzar, al fin tienes mi comentario.

sábado, febrero 11, 2006  
Blogger Los Burgomaestres said...

Posiblemente sea el escaso relieve alcanzado por la noticia del fallecimiento de Armando Matías Guiu el mejor indicio de su real e indiscutible importancia. Su feliz aportación a las vidas de los españoles fue tan cierta que a la fuerza debía verse recompensada con un reconocimiento inversamente proporcional. Ah! Y sea usted siempre bienvenido por estos lares, compañero y amigo Barretina
Escarlata.

sábado, febrero 11, 2006  
Blogger Gordito Relleno said...

Un magnífico escritor humorístico, y sin duda las caricaturas de Ibáñez han permitido que nos sea más cercano a todos los bruguerófilos.

Yo siempre le estaré agradecido por sacar Bruguelandia y llevar el peso de tantos especiales (recuerdo especialmente el Tio Vivo número 1000) donde siempre parecía preocuparse por acercar un poco la figura del dibujante al lector.

lunes, febrero 13, 2006  
Blogger Los Burgomaestres said...

La verdad, amigo Gordito Relleno, es que don Armando fue todo un personaje, en todos los sentidos posibles, y esa gloria pop está reservada a muy pocos.

lunes, febrero 13, 2006  

Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home